Noticias

cdn3.uvnimg.com

cdn3.uvnimg.com

El demócrata Dick Durbin, quien participó con otros compañeros en la presentación de un plan migratorio bipartidista, contradijo al presidente y reafirmó que el mandatario utilizó esas palabras “despreciables” y “no una vez, sino de manera reiterada”.

El presidente Donald Trump se encuentra bajo una nueva tormenta luego de que en una reunión sobre inmigración presuntamente se refiera de forma despectiva a una serie de naciones a las que calificó como “países de mierda”. Las críticas y reacciones no se hicieron esperar.

El revuelo creado ha llevado incluso al mandatario a salir en su propia defensa. Trump tuiteó esta mañana de viernes varios mensajes en los que afirmaba que no había utilizado palabras despectivas para calificar a los inmigrantes y acusó a los demócratas de haberlo inventado.

Sin embargo, poco después, el senador demócrata Durbin, uno de los legisladores que estuvo con él en dicho encuentro, afirmó públicamente que el presidente sí utilizó la expresión y de manera reiterada.

El senador reafirmó que Trump utilizó un lenguaje “despreciable y vulgar” y dejó claro que también dijo la expresión “países de mierda” al referirse a las naciones de donde provienen un gran número de inmigrantes que viven en Estados Unidos. “He visto esos comentarios en la prensa, y no he leído nada que no sea correcto”, corroboró.

Durbin sostuvo, según imágenes difundidas por MSNBC, que estaba explicando el plan y cómo los inmigrantes de diferentes países habían impactado en Estados Unidos. “En ese momento es cuando él utilizó esos comentarios despreciables y vulgares y llamó a las naciones de las que vienen ‘hueco de mierda’. Esas son las palabras exactas que utilizó el presidente y no una vez, sino que lo repitió varias veces”, subrayó.

En un comunidado posterior, el senador mostró su incredulidad al sostener que “no puedo creer que en la historia de la Casa Blanca y el Despacho Oval un presidente haya utilizado las palabras que yo, personalmente, escuché ayer de la boca de nuestro presidente”. Además de Durbin, con el presidente estaban los senadores Lindsey Graham, David Perdue, Tom Cotton y los congresistas Kevin McCarthy, Bob Goodlatte y Mario Diaz-Balart, según informó MSNBC.

Según las primeras informaciones publicadas el jueves, cuando los legisladores republicanos y demócratas hablaron sobre programas para inmigrantes de Haití, El Salvador y varios países africanos, el presidente preguntó: “¿Por qué tenemos aquí a estas personas de países que son un hueco de mierda?”. Los reportes indicaban además que el presidente había subrayado que prefería inmigrantes de países como Noruega.

El viernes en la mañana, Trump salió al paso a la cascada de reacciones tras sus comentarios. En varios tuits, el mandatario concedió que “el lenguaje utilizado por mí en el encuentro sobre DACA fue fuerte, pero no fue el lenguaje que se usó”, escribió en un aparente intento de negar las informaciones sobre el uso de expresiones peyorativas, aunque sin referirse directamente a ellas.